Serruchos de carpintería

Como ocurre con el cepillo manual de carpintero frente a los cepillos eléctricos, también las sierras y serruchos de mano siguen ocupando un lugar importante en nuestro taller de carpintería.

A pesar del abaratamiento de las máquinas eléctricas, la herramienta de mano para madera sigue y seguirá siendo útil para los profesionales y aficionados a la carpintería.

En este artículo te hablo de los diferentes tipos de serruchos, sus ventajas e inconvenientes y los tipos de triscado del diente.

Serrucho universal Bahco XT Gama Superior. Bahco 3090-20-XT11-HP. Fabricado en Suecia

  • Producto de calidad
  • Fácil de usar
  • Material duradero
  • Producto creado tanto para aficionados como para profesionales

Introducción: la invención del serrucho de mano

Según nos cuenta la mitología vasca, el Yeti Vasco, también conocido como Baxajaun, habría sido el inventor del serrucho de carpintería.

Según dice la leyenda vasca, estos señores de los bosques, con su cuerpo cubierto de pelo y su melena que llega a los pies, inventaron el serrucho de mano inspirados por la silueta aserrada de la hoja de un árbol, el castaño.

Hoja con dientes de sierra de un castaño La hoja de borde aserrado de un castaño sirvió de inspiración al Yeti Vasco para fabricar el serrucho de carpintero

La leyenda también cuenta que otro vasco, un hombre llamado San Martintxiki, quiso apoderarse de su técnica de construcción, puesto que solo los Baxajaun sabían cómo fabricar el serrucho. Una noche, el señor de los bosques, preocupado porque San Martintxiki pudiera haber descubierto el secreto, entró en su fragua y se encontró con un prototipo de serrucho.

Esa misma noche, con el objetivo de arruinar la sierra de San Martintxiki, el Yeti Vasco torció cada uno de sus dientes hacia un lado. Así es como el Baxajaun inventó el triscado de los serruchos de carpintería.

Y sin duda, esta pequeña historia explica también porque algunas de las mejores marcas de herramientas como Irimo o Bellota proceden del País Vasco.

Ventajas de los serruchos de carpintería

Tras medir y marcar una tabla con la escuadra combinada, ¿cuántas veces no sacamos un serrucho universal para hacer el corte a mano?

Las sierras y serruchos manuales de carpintero tienen algunas ventajas frente a la herramienta eléctrica de corte:

  • Siempre están disponibles
  • No te hacen perder tiempo ajustando la profundidad de corte y la inclinación del disco (sierra de mesa) o el sistema de péndulo y el ángulo del patín (sierra de calar)
  • Una sierra eléctrica no sirve para preparar juntas de madera con la misma exactitud que un buen serrucho de costilla

Además, cuanto más difícil es el corte, más tiempo lleva preparar la maquinaria estacionaria o la herramienta eléctrica de mano. Por tanto, en muchas ocasiones usar el tradicional serrucho manual y un buen juego de formones es mucho más rápido y efectivo.

Tipos de sierras y serruchos para carpintería

Existen muchos tipos de serruchos y sierras para la carpintería. Estos son los más comunes:

  • Serrucho de bastidor: se trata de una sierra tradicional para madera basada en una estructura grande o armazón. En la parte superior del bastidor, esta sierra incluye un primitivo sistema que permite tensar la hoja de la sierra mediante una cuerda y trabilla.
  • Serrucho de punta: es muy pequeño. El tamaño de su hoja se va reduciendo hasta terminar en una punta afilada. Se usa en cortes curvos y para vaciar tablas.
  • Serrucho universal: es uno de los más comunes y versátiles. El serrucho universal es el típico serrucho de carpintero. En algunos serruchos universales, el mango está cortado en chaflán, lo que permite trazar ángulos rectos y de 45 grados.
  • Serrucho de costilla: se usa para cortes finos de alta precisión. La sierra de costilla incluye un refuerzo grueso en la parte superior que evita que la hoja se combe, posibilitando cortes muy rectos. Además, sus dientes son muy pequeños, lo que permite una gran finura en el corte. Se usa para preparar juntas de precisión tipo caja y espiga, cortes en ingletes, etcétera.

Spear & Jackson Predator - Serrucho de costilla (30,48 cm)

  • Spear & Jackson B9812 12-inch Predator Tenon Saw

Cómo funciona un serrucho de carpintero: el triscado del diente

Los serruchos cortan la madera gracias a su una larga cadena de dientes que se disponen como los picos de algunas montañas en una cordillera (sierra geográfica).

En cada carrera de sierra, los pequeños dientes de la hoja levantan una pequeña viruta de madera, tal y como lo hace la cuchilla situada en la suela de un cepillo de carpintero. A medida que el corte progresa, la fricción que las paredes de la pieza de madera ejercen contra el metal pueden curvar la hoja del serrucho.

Para evitar que la sierra se emboce, los fabricantes de serruchos recurren al triscado de los dientes. Al doblar alternativamente cada diente a izquierda y derecha, el resultado sigue siendo un corte recto, pero ligeramente más ancho que el metal del serrucho. Esta pequeña holgura es la que posibilita cortar con un serrucho de mano sin que la hoja quede atrapada.

Si el triscado no está bien hecho pueden ocurrir dos cosas:

  • Que la hoja se emboce: triscado insuficiente.
  • Que sea difícil de controlar el corte: ésto ocurre por lo contrario, por un triscado excesivo.

Además, dependiendo de si se va a cortar la madera en el sentido del grano o por la sección transversal, existen diferentes tipos de diente.

Tipos de diente para cortar en sentido paralelo/perpendicular a la veta

  • Serruchos para cortar al hilo: se usa para serrar madera de manera paralela a las fibras. Los serruchos de carpintería para cortar en la dirección del grano tienen dientes agresivos de filo recto. En cada pasada el diente arranca una importante cantidad de madera.
  • Serruchos para cortar de manera transversal a la veta: sus dientes están biselados para cortar de manera efectiva las fibras. Por lo general, el serrucho de corte perpendicular también tiene sus dientes más finos, lo que posibilita un corte más preciso (hay más superficie de cortante de metal en contacto con la madera).

Tipos de dientes serrucho de carpintería Tipos de dientes serrucho de carpintería. Corte trasversal (1) y corte al hilo (2).

Pensemos por un momento en cómo cajeamos una madera con el formón para embutir una bisagra. Nos cuesta más trabajo profundizar el corte en los lados cortos porque estamos cortando las fibras de la madera. En cambio, en los lados largos paralelos a la veta resulta mucho más fácil porque no hay tanta acción de corte, sino más bien de separación.

Con los dientes de un serrucho de carpintero ocurre lo mismo que en el ejemplo anterior. Al cortar una tabla en la dirección de la veta, los dientes se abren paso con más facilidad. Por eso, los dientes de los serruchos para corte al hilo tienen el filo recto.

En cambio, al trabajar la madera de manera perpendicular, sí se cortan las fibras. Este tipo de corte es mucho más difícil y exigente en cuanto a esfuerzo, por eso, los dientes del serrucho de corte trasversal tienen un bisel adicional, como si fueran miniformones, por así decirlo.

Además, el bisel en los dientes de un serrucho de corte trasversal también se alterna, siguiendo el mismo patrón que el triscado:

Tipos serruchos carpintería Detalle de los dientes de un serrucho de corte trasversal (2) y de corte al hilo (2)

También los dientes de los discos para las mesas de sierra eléctricas para madera se afilan alternativamente (discos ATB), en contraposición a los dientes en los discos para corte al hilo cuya parte superior es plana (discos FTB).

Técnicas para serrar madera a mano

Tanto si usas un serrucho universal como una sierra de costilla, la técnica de serrado no cambia.

El proceso para conseguir cortes perfectos en tus proyectos es el siguiente:

  1. Asegura la pieza de madera sobre el banco de carpintero con mordazas, sargentos o barriletes de sujeción
  2. Comprueba que la tabla está bien fijada: serrarás con más precisión y evitarás accidentes si la pieza no se mueve
  3. Coloca tu cuerpo de manera que la línea de corte quede bajo tu campo de visión y busca una postura cómoda
  4. Comienza a cortar por fuera de la línea de lápiz: usa el pulgar para guiar la hoja de la sierra
  5. Después de unas pocas carreras habrás hecho una pequeña ranura en la madera
  6. Continúa el corte manteniendo la hoja del serrucho bien perpendicular a la tabla
  7. A medida que avanzas puedes aumentar la longitud del corte (es decir, usar más dientes del serrucho)
  8. También puedes reducir el ángulo de inclinación del serrucho
  9. El dedo índice de la mano que corta guía la empuñadura y te ayuda a serrar recto por la línea de corte
  10. Al llegar el final sujeta el sobrante de madera para evitar que las fibras se desgarren
  11. Sierra el final de la tabla con suavidad reduciendo la velocidad y longitud de las carreras para un buen acabado

Y eso es todo. En un posterior artículo te hablaré del cuidado y mantenimiento del serrucho; y del afilado, aunque no toda sierra ni serrucho es afilable.

Serrucho de carpintería con dentado japonés Bellota 4551-19. Mango de madera. Longitud 475 mm.

  • Hoja de acero con alto contenido en carbono
  • temple integral de la hoja, con doble temple en dientes: excelente rendimiento y precisión
  • Dentado japonés de triple cara: Gran facilidad de corte
  • Afilado de larga duración

Deja un comentario