¿Existen las radiales para zurdos?

A diferencia del taladro percutor, cuyo eje de trabajo, es decir, el husillo del portabrocas, es paralelo al brazo del usuario, la radial lo tiene perpendicular. El otro nombre por el que es conocida esta herramienta eléctrica lo deja claro: amoladora angular.

Lo anterior implica que un taladro puede ser usado por personas zurdas y diestras sin mayor problema, en cambio, el uso de la amoladora angular sí depende de la mano dominante del usuario.

Se puede cambiar la empuñadura auxiliar de posición

Muchas personas, probablemente diestras, piensan que la posibilidad de atornillar la empuñadura auxiliar al otro lado de la radial es todo lo que necesita un zurdo para usar una amoladora angular.

Aunque es cierto que cambiar de posición la empuñadura mejora la visión de la línea de corte, implica un problema: las chispas ya no salen proyectadas hacia la pieza, sino hacia la cara del usuario.

En efecto, al girar 180º la radial, las chispas ya no van hacia nuestro cuerpo, sino que se alejan de él. En función del tipo del tipo de trabajo que estemos haciendo (corte, desbaste) esto puede suponer un problema.

Por tanto, la auténtica radial para zurdos sería aquella amoladora angular que fuera un espejo con respecto al modelo convencional. De tal manera que la parte inferior del disco avance hacia nuestro cuerpo durante el giro, al mismo tiempo que nos permita ver la línea de corte, sin tener que desplazar la cabeza para ello.

Radial para zurdos con cabezal orientable

Desconozco si alguna marca fabrica una radial exclusivamente para zurdos, es decir, una amoladora angular que no puedan usar las personas diestras (no de la manera habitual). Sin embargo, intuyo que no existe, pues solo entre un 8 % y un 13 % de la población es zurda.

Lo que sí existen son radiales con el cabezal orientable. Estas amoladoras angulares están diseñadas de tal forma que la pieza metálica de aluminio de la que emerge el husillo se puede girar en intervalos de 90º con respecto al cuerpo de la herramienta.

Lo anterior significa que podemos girar el cabezal en 180º. Y ahora sí, modificando la empuñadura auxiliar, ya tenemos una verdadera radial para zurdos, una amoladora que permite ver la línea de corte pero no altera la proyección del polvo/partículas metálicas.

Un ejemplo de amoladora para zurdos: la radial profesional Metabo WEA 17-125 con cabezal orientable.

Amoladora angular radial para zurdos

La radial profesional Metabo WEA 17-125 tiene cabezal orientable y es apta para zurdos

Otras consideraciones

Cambiar el sentido de giro del disco de la radial puede tener más consecuencias de las que inicialmente podemos intuir. Por ejemplo, puede afectar a la seguridad.

Seguridad

Cambiar la empuñadura auxiliar de la radial puede resultar peligroso. Por ejemplo, en la posición convencional el sentido de giro del disco tiende a apretar la tuerca. Si se invierte, tenderá a lo contrario, es decir, a aflojarla. Y esto puede hacer que el disco salga proyectado hacia nosotros.

Además, hay que tener en cuenta que siempre existe la posibilidad de que el disco estalle. Por tanto, es mejor que la parte superior del disco se aleje de nosotros, así, en caso de rotura los fragmentos no irán derechos a nuestra cara.

El disco se puede romper en marcha si, por ejemplo, se ha mojado y se ha debilitado su estructura como consecuencia de una helada. También puede ocurrir se se usa un disco de corte fino para desbastar (algo que nunca debe hacerse).

Deja un comentario